¿Cómo le hago el mantenimiento a mi bici de carretera?

Alcanzado: 363

No hay mejor sensación que tener la bicicleta a punto, se siente como nueva, los frenos tienen un buen tacto, los cambios van muy suaves, las ruedas giran perfectamente… Además, llevar un buen mantenimiento en nuestra bicicleta nos ahorra posibles imprevistos en nuestras salidas.

En Faster Wear te explicamos cómo

No hay mejor sensación que tener la bicicleta a punto, se siente como nueva, los frenos tienen un buen tacto, los cambios van muy suaves, las ruedas giran perfectamente… Además, llevar un buen mantenimiento en nuestra bicicleta nos ahorra posibles imprevistos en nuestras salidas.

En Faster Wear siempre le realizamos dos tipos de mantenimiento a nuestras bicicletas:

Un Mantenimiento Básico de la Bici de Carretera de manera semanal. Yo personalmente lo hago a mitad de semana, miércoles o jueves, para tener la bici lista para la caña que le voy a dar el fin de semana.

Un Mantenimiento Completo de la Bici de Carretera a realizar cada 6 meses. Este lo deberías hacer si sales unas 3-4 veces por semana

¿Qué herramientas necesito para el mantenimiento básico de mi bicicleta?

  • Trapos de tela u algodón, los utilizaremos para limpiar la grasa y el barro de la bicicleta.
  • Aceite de cadena.
  • Bomba de hinchado.
  • Juego de llaves allen, torx y dinamométrica, en principio no será necesario, pero quizás necesitemos hacer algún ajuste.
  • Limpiador, utilizaremos el limpiador junto con los tratos para limpiar el cuadro y los componentes de la bicicleta.

Trabajar en un caballete es ideal para sujetar la bici y trabajar con una postura óptima para evitar dolores de espalda. Si no, en el suelo y un truco para cuanto toque revisar las ruedas es poner la bici boca-abajo y apoyar el manillar y el sillín.

Revisión y ajuste de la bici de carretera

Los pasos se pueden seguir en cualquier orden, aquí muestro el orden que suelo seguir yo:

Primero: Limpieza exprés del cuadro y los componentes.

Limpiamos con el trapo para quitar el polvo, manchas de grasa u otras muestras de suciedad. En caso de tener tierra o barro pegado en el cuadro deberíamos limpiarlo con agua a presión ya que al quitarlo con el trapo podemos rayar la pintura de la bicicleta

Segundo: Revisión de los frenos

El siguiente paso es revisar el recorrido de las manetas de freno, primero miraremos si la leva de la pinza está en lo más cerca de la rueda posible sin tocarla. Después nos fijamos en la distancia de la maneta al manillar, dicha distancia la vamos a regular con la palomita donde se una la funda del cable a la pinza. Esto se hace por el desgaste de las zapatas o al sustituirlas por unas nuevas.

Revisaremos también el estado de las zapatas de freno. Si están muy desgastadas notaremos que tenemos más recorrido en la manera de freno por la zona desgastada. Es el momento de poner una maneta de freno nueva.

Finalmente, conviene revisar los cables de freno para evitar que tengan algún hilo roto, en dicho caso, es momento de cambiar el cable.

Tercero: Revisar el estado de los neumáticos de carretera

Es importante revisar que la cubierta no tenga ningún desgarro, ningún corte ni nada clavado. Un neumático en más estado nos puede dejar tirado o, mucho peor, estallar y provocar un accidente.

Al mismo tiempo revisaremos el desgaste de la goma y el dibujo, para evitar que pierda agarre y nos patine en alguna curva.

Finalmente, revisaremos la presión de los neumáticos. Generalmente va indicada en el mismo neumático, pero unos entre 7 y 9 bares de presión están bien.

Cuarto: Mantenimiento de la transmisión

Vamos a comenzar comprobando si la cadena está dentro de los valores de estiramiento con la galga de estriación. Primero meteremos la parte de 0.75, si por aquí no entra, enhorabuena, tu cadena está bien. Si entra la podremos por la parte de 1.0, si aquí entra, hay que sustituirla.

Después, es momento de ver si todas las marchas funcionan correctamente y no salta la cadena de manera brusca. Para ello lo mejor es comprobar el plato grande con el piñón pequeño y el plato pequeño con el piñón grande. Si alguna marcha no va fina tendremos que regular la tensión del cable.

Finalmente, limpiaremos con el trapo de tela la cadena, para después aplicarle el lubricante.También es recomendable poner lubricante en los puntos de giro del cambio trasero y de desviador delantero. Acabaremos comprando si funcionan correctamente todas las marchas.

Y con esto tenemos la bici siempre lista y a punto para salir a montar. En el próximo blog les contaremos como realizarle un mantenimiento completo a tu bicicleta de carretera.

Domingo Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes Sábado Enero Febrero Marzo Abril Mayo Junio Julio Agosto Septiembre Octubre Noviembre diciembre